07.10.2022

11S, entender de barcos

Hace unos a√Īos me birlaron una tarjeta de cr√©dito. La historia es larga y algo rocambolesca, pero, para lo que importa aqu√≠, decir que el defraudador fue detenido y sus pagos fraudulentos fueron devueltos por el banco sin problemas. 

Sin embargo, la entidad financiera de la tarjeta de cr√©dito, aun informada de todo, me advirti√≥ desde el primer d√≠a que no entiende de barcos: que el titular de la tarjeta soy yo y, por tanto, yo soy quien tiene la deuda. 

Hay m√°s de mil trabajadores y trabajadoras de Sevilla y C√≥rdoba a las que quieren hacer pagar por fraude ajeno. En este caso, el supuesto defraudador es un empresario y quien no entiende de barcos es el Servicio P√ļblico de Empleo. A diferencia de lo m√≠o, que es anecd√≥tico, a estos jornaleros y jornaleras les piden hasta 1.500 euros del fraude en las cotizaciones, m√°s los subsidios de desempleo percibidos, m√°s, en funci√≥n de las √ļltimas modificaciones del C√≥digo penal, hasta c√°rcel. 

Una vez m√°s, cumplir la ley e impartir justicia son dos expresiones que pueden distanciarse tanto, tanto, que acaben siendo antag√≥nicas. 

Este colectivo ha echado el 11S en marcha desde Rinconada hasta el Parlamento de Andaluc√≠a. Compa√Īeras y compa√Īeros de algunas asambleas de Izquierda Unida han hecho tambi√©n el recorrido completo (Encarna Milla y su gente de Carmona, por ejemplo), junto a militantes de Co.Bas, del SAT, Anticapitalistas y Podemos. Mar√≠a Garc√≠a, Diego Ca√Īamero y yo acompa√Īamos al final y nos comprometimos a llevar el asunto al Parlamento andaluz. 

Como siempre decimos, como creo que ya mucha gente sabe, y como all√≠ mismo hemos dicho, aprobar una declaraci√≥n institucional es un bienquedo, muchos partidos firman con la nariz tapada y si te he visto no me acuerdo. Sin movilizaci√≥n, sin meter dentro el olor de la calle (como dijo Diego Ca√Īamero: ¬ęEn el Congreso no huele a calle¬Ľ), dif√≠cil daremos la vuelta a la tortilla… pero, mientras eso llega, ah√≠ seguiremos machacando, dici√©ndole a quienes no entienden de barcos que, en nuestro caso, de lo que no entendemos es de bancos.

Hay d√≠as que no pasan desapercibido, bien por algo personal, bien por alg√ļn recuerdo colectivo, bien por ambas cosas. Es evidente lo del 11S, en lo colectivo. El mundo no es el mismo desde que el neoliberalismo entr√≥ a saco en Chile tras el asesinato de Allende, primer pa√≠s donde los chicago boys de Friedman pusieron a prueba el saqueo del Estado que hoy ¬ędisfrutamos¬Ľ, y desde que el atentado de las Torres Gemelas ofreciese el marco propicio para aplicar la doctrina del stock a nivel mundial. Pero tambi√©n, en lo personal, tal d√≠a como hoy habr√≠a cumplido 49 a√Īos mi amigo Justo. Ah√≠ est√° Facebook, record√°ndonos personas que ya no nos acompa√Īan, cada vez m√°s, ¬Ņverdad? 

Qu√© extra√Īo todo, a veces.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *