Hay d铆as en que suceden

muchas cosas, demasiadas, y no tienes tiempo para analizarlas con la persepectiva que se merecen. Hoy es uno de esos d铆as, y llegas tarde a todas las citas, y tambi茅n a casa, y sientes que las horas se han enrollado como las viejas persianas de tablillas y cuerda; y sobre la marcha, m谩s bien como la l铆nea continua pero ciclot铆mica de un electrocardiograma. La letra de aquella canci贸n dec铆a: 芦El dolor de cabeza que me protege cada noche, que me nubla la vista y me quita las ganas de beber禄… pues algo as铆.

Una de las formas

de dividir a las personas podr铆a ser: aquellas que tienen ilusi贸n o las esc茅pticas. En pol铆tica sobre todo. A las segundas les aplicar铆a el poema de Transtr枚mer: 芦El mayor fan谩tico es el mayor esc茅ptico. Sin saberlo./ Es un pacto entre dos/ donde uno es cien por ciento visible y el otro invisible禄. Con las primeras voy m谩s all谩, con Rousseau: 芦No hay nada m谩s hermoso que lo que no existe禄. Lo importante es subir la escalera y adentrarse; lo otro es sucumbir al v茅rtigo, f谩cil pero in煤til.

El premio a Serrat

y el azar de la oportunidad en un momento de inexcusable activismo antifascista. ‘Grandola Vila Morena’ en Portugal.’Bella Ciao’ en Italia. ‘Para La Libertad’ en Espa帽a. Lo seguimos viendo en las instituciones. Hoy el pleno de la Diputaci贸n de Sevilla ha aprobado una proposici贸n en la que se compromete a impulsar en la provincia el cumplimiento de las leyes estatal y andaluza de Memoria Hist贸rica. Sin sorpresas en la caverna: PP y Vox no la han apoyado (que es como decir que no apoyan cumplir dos leyes).

Presentaci贸n diapositiva Marca creativa Doodle Blanco y marr贸n_20240425_204905_0000