03.06.2020

Exitus (No Plan)

Desayuno temprano (para ser domingo) mientras leo: «El buen profesor no considera al alumno como una cabeza vacía que hay que llenar, sino como un fuego que hay que encender«. A las 10 estoy en el tanatorio de Camas, acompañando a mis compañeros José María y Enrique, que despiden a su madre. Su exitus, como el de mi padre, fue fruto de los años de vida; tal vez, seguramente, en realidad, la mejor manera que existe de improvisar un adiós.

(más…)