Efecto dominó

Hay una web que encuentran las palabras que nacieron el mismo año que tú (en inglés). De entre ellas, en mi año (1966) están «Afro», «Acid Rock», «Art Déco» «Groupie» o «Efecto dominó».

Hoy he recibido una fotografía conmovedora del pozo donde unos falangistas asesinos arrojaron los cadáveres de cinco mujeres fontaniegas en la finca El Aguaucho. La he visto después de acompañar a Marea Blanca en la entrega de las firmas y los acuerdos plenarios en el Registro del Parlamento de Andalucía. No he podido evitar subirla aquí para encabezar este post.

Las demandas de Marea Blanca son de absoluta justicia para la clase trabajadora: contra los recortes en la Sanidad Pública Andaluza, por la reducción de las listas de espera, la recuperación para lo público del antiguo hospital militar, la solución a los problemas de saturación en las Urgencias y la mejora de la Atención Primaria. Por eso es muy importante llenar las calles el próximo sábado.

Las movilizaciones en defensa de la sanidad, de las pensiones dignas, de una educación en condiciones para nuestras hijas e hijos, prestadas desde lo público, son imprescindibles para la construcción de una verdadera alternativa económica y legislativa. Si no queremos que nos roben el futuro, tenemos que conseguir aunar todas las mareas y ponerlas juntas, lograr con ellas un verdadero efecto dominó que acabe derrotando a quienes arrasan este país a base de escarmiento a las personas más vulnerables, abriendo de par en par las puertas de la privatización de derechos, convirtiendo en mercancía lo más elemental de la vida de las personas.

Enlace permanente a este artículo: http://manololay.com/efecto-domino/

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.