Entre girasoles

Este domingo se han terminado de celebrar las asambleas locales que han elegido a sus delegadas y delegados para la XXII Asamblea Provincial de IU Sevilla. La cita será el próximo 25 de junio, domingo, donde conformaremos la nueva dirección política para los tiempos venideros.

Más de 70 encuentros locales han tenido lugar entre mediados del mes pasado y principios de este junio. Por mi parte, empecé el 11 de mayo en Espartinas y terminé el viernes 9 del presente en Gerena; por el camino, Dos Hermanas, Castilleja de la Cuesta, Paradas, Santiponce, Cantillana, Brenes, Carmona, El Viso del Alcor y La Algaba. Mis compañeras y compañeros de dirección provincial han recorrido la provincia en otras tantas o más, un esfuerzo que no ha impedido estar en lo cotidiano: el jueves pasado, antes de ir a El Viso, participamos en la concentración de la comunidad docente ante el Parlamento de Andalucía, a una hora propia de las calores estivales (las 17,30 h.), para exigir una digna climatización de las aulas en los centros educativos públicos.

Durante estas semanas he recorrido centenares de kilómetros de campiña y vega sevillana, repletas de maizales (en la zona que va de Brenes a Cantillana) y girasoles por todas partes. Haciendo las rutas, sobre todo cuando se iba haciendo de noche y el aire templado se colaba a chorros por la ventanilla del coche, me sentía inevitablemente como el personaje de aquella deliciosa canción de Radio Futura.

Eché a rodar por campos de amapola
llegué cuando giraba el girasol
ya viene la estación de las canciones
la ruta da su aliento al corazón.

Amor viajero, flor de un solo día
aroma tan perfecto pasajero
monedas que reflejan soles nuevos
en manos de quien paga mi canción.

Andamos por el límite del mundo
haciendo nuestra casa en un rincón
el mundo es parte luz y parte sombra
y yo soy parte fuerza y parte indecisión.

Tempus fugit

Agosto también tiene sus rutinas: la del mes inhábil, la de los cursos de natación y las escuelas de verano, la de quienes no tienen para vacaciones porque a duras penas hay para comer. El año pasado, tal día como hoy, estaba sin trabajo, cobrando el desempleo. A esta hora en que escribo -las ocho de la tarde- anduve precisamente en este mismo lugar, sentado en el césped de la piscina municipal. Ese primer día de agosto, que recuerdo mejor que anteayer, fue muy parecido al de hoy (lo cual no es necesariamente una apreciación despectiva), pero los muebles de mi cabeza de hoy son muy diferentes de aquellos: distintas preocupaciones, perspectivas, incluso maneras de ver los entornos más inmediatos. Sigue leyendo

Apaga la tele, enciende las calles

¿Y qué esperábamos? Es su oportunidad, la oportunidad de expulsarnos de sus reglas del juego, sabiendo, como saben, que, como dice un paisano mío, nuestro juego consiste en desbaratar la campanita. Pero avanzar por caminos construidos es perder otra oportunidad: la de construir caminos mejores. Así que tratemos de crear esos nuevos caminos. Dijo Julio Verne: Todo lo que una persona puede imaginar, otras pueden hacerlo realidad; nos quedan menos de cinco semanas en globo, muchos menos de 180 días para dar la vuelta al mundo.

Quienes no nos quieren en las televisiones, nos tendrán en el cuerpo a cuerpo. Quienes devolvieron las voces a sus casas, sustituyeron el mando de las plazas por el mando a distancia, quienes cortan nuestros hilos de conexión para tejer sus telas de araña mediáticas, lógicamente no nos van a dar ni un minuto de baile en este baile de perros / porque los gatos no quieren bailar. El hashtag #SinGarzónNoHayDebate vale, muy bien, es correcto, pero nos obliga a trasladar el debate a otros espacios. Tú eres parte contratante de esos otros espacios, esa voz necesaria para quienes no tienen voz. Apaga la tele, enciende las calles, el futuro tiene muchos nombres y muchas manos: el tuyo, las tuyas.

El doble lenguaje

image

Tal día como hoy, en 1926, el dramaturgo británico Bernard Shaw recibió el Nobel de Literatura. Cuentan que, en cierta ocasión, escribió a Churchill -con quien tenía pésimas relaciones personales y políticas- a propósito del estreno de una obra suya: “Venga usted con un amigo, si es que lo tiene”, a lo que Churchill contestó “Me es imposible asistir, acudiré a la segunda presentación, si es que la hay”. Qué dos genios de la oratoria, por mucho que uno sea polo opuesto al otro.
Sigue leyendo

Escuela de calor

image

Hubo un tiempo, ahora ni se me ocurriría, en que pensé que si montaba un bar lo llamaría como la canción más veraniega que ha parido el rock de nuestro país.

Tres décadas y todavía vivimos en un país en llamas. Qué haya espacios públicos dedicados a José María Pemán demuestra algo más que una transición inmodélica, demuestra que la cultura patria sigue premiando la vulgaridad y la pandereta que nos mostró Machado hace casi un siglo. Sigue leyendo