http://libertymoving.com/wp-co...rfahrungen pharmacie en ligne paris http://libertymoving.com/wp-co...-generique

De la tragedia una farsa

Nos engañaron con la primavera de la misma forma que con este panel del aparcamiento del Arenal: al principio, cuando lo colocaron, anunciaba “dos horas gratis”; con el paso del tiempo, se cambió a “primera hora gratis” y, finalmente, pasados los años, lo que tenemos es “Tarifas especiales”, o sea, que te cobran desde el principio. Leer más

Verdad verdadera

image

Nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio. Cuántas veces se ha tomado verdades en vano, y cuántas mentiras dichas en su honor. Cuántos la han buscado tanto que han corrido el riesgo de encontrarla, y cuántos nos hemos desencantado al confundirla con los sueños.

Leer más

Las listas de ayuntamiento

En algún cajón del ayuntamiento de Dos Hermanas hay guardadas muchas listas. Unas son blancas, otras grises, otras negras.

Listas blancas de personas enchufadas; listas negras de personas que nunca van a trabajar; listas grises del purgatorio: si te portas bien, tal vez te hagamos un favor. Listas de empresas que deben o nos deben favores; listas de personas pilladas por los cataplines (algo que hicieron y callaron… por si acaso); listas de mayores, subsidiados, manijeros, a quienes pasar lista (valga la redundancia) el día de las elecciones. Listas de manipuladores, manipulados y manipulables; listas de periodistas, profesores, líderes vecinales, políticos y ex políticos, tuiteros y facebookeros, funcionarios municipales, jueces y fiscales, abogados, constructores y deportistas… y así.

Ahora, el gobierno local ha creado una red social: la página del Ayuntamiento de Dos Hermanas en Facebook. Otra lista. Lo primero que ha hecho es capar la crítica, como mandan los cánones de los hacedores de listas. Una ciudad para vivir no admite ni las moscas, Aldous Huxley y Orwell no imaginaron en balde. La anti-red social, vaya. Incluso está yendo más allá: está presionando “democráticamente” a quienes están en las listas negras. “eh, tú, cuidadín con lo que dices, con lo que haces, por dónde vas, con quién te juntas…” el abanico de posibilidades es inabarcable.

Nadie sabe dónde están tantas listas, dónde se guarda el cajón, tal vez caja fuerte. Nadie sabe si, acaso, será el mismo cajón, tal vez caja de caudales, donde se encuentran a buen recaudo otros papeles comprometidos. Nadie sabe adónde irán a parar, cuando cambie la tortilla, o si desaparecerán en algún vertedero de residuos tóxicos. Lo que sí sabemos es que, con ellas, desaparecerá definitivamente una última lista: la lista del socialismo.

Retruécano

(Jugando con Marcelo, Parque de María Luisa, Sevilla, 23 de junio de 2013)

“La vinculación de la ciudadanía nazarena a través de mecanismos de participación influirá en la generación de un sentimiento de pertenencia a un entramado socio-político generador de las políticas que influirán en sus vidas y de los documentos jurídicos que puedan afectar a su día a día. Gracias al valor de la democracia participativa, conseguido por el consenso en los procesos abiertos puestos en marcha, se alcanzará previsiblemente una imagen de unidad y pertenencia, así como de involucración y validación de las políticas municipales”. Procesos Participativos, web del Ayuntamiento de Dos Hermanas.

“La claridad en la escritura refleja la claridad en el pensamiento. Piensa lo que quieras decir y entonces dilo tan simple como sea posible”. Libro de Estilo de The Economist

Son las encuestas, estúpidos

“El país del miedo es un lugar imaginario donde se haría realidad todo lo que tememos”. Es la primera frase que me encuentro del nuevo encargo en el club de lectura: El país del miedo, de Isaac Rosa.

El asunto es más viejo que el hilo negro. Hay quienes se encargan de convertir en ese lugar imaginario nuestro planeta, nuestra patria, nuestro pueblo o nuestro entorno más inmediato. La realidad, la certeza de las cosas, es lo de menos. El granhermanismo se sacude esas caspas sin miramientos.

En una entrevista concedida al diario El país, Rosa explica que “Vamos creciendo en miedos. Son acumulativos. Nos estamos convirtiendo en una sociedad gobernada por ellos. Está presente en muchas formas: miedo al terrorismo, a la delincuencia, a los pederastas; y otros relacionados con la sanidad, la alimentación, la crianza, los viajes. Vivimos en una sociedad asustada”. Leer más