Macondo

“El mundo era tan reciente que muchas cosas carecían de nombre, y para mencionarlas había que señalarlas con el dedo”.

Hoy, cincuenta años después, todo lo que existe tiene un nombre porque tiene un precio; el dedo que señala es un emoji y, en ocasiones, somos igual que los habitantes de Macondo, vivimos el siglo XXI como indígenas que echan de menos una tierra que nunca existió.

Clavícula

Nos hemos hecho viejos antes de tiempo por culpa de la reforma laboral. Los ajustes, la crisis, los recortes, los eufemismos y las malas palabras, el taco y los exabruptos, las retenciones del impuesto sobre las personas físicas y el 21 % de IVA se nos han metido en el cuerpo, como un demonio, como una bacteria, y ahora forman parte de nuestro recuento plaquetario y de la enfermedad de la que, palabrita del Niño Jesús, nos vamos a morir.

Marta Sanz, Clavícula, Ed. Anagrama, pág. 197.

La definición

Cuerpo. m. l. Masa de sangre, saliva y otras sustancias articulada con armonía -o no- en torno a huecos y agujeros. Carne alrededor de un ombligo que precisa de compañía. PSICOL. Fuente de insatisfacción perpetua. MED. Campo de operaciones, amputaciones y liposucciones. BARROC. Pellejo que lentamente pierde la salud. COSMETIC. Plataforma de implante mamario. ECON. El Dorado de las industrias cosméticas y farmacéuticas. FILOSOF. Raíz de toda metafísica. Modo doméstico de nombrar el alma. Amasijo que queda tras el rodillo de Foucault. ART. Lo que mirando se desnuda. Origen del mundo. SEX. Lugar donde habita el clítoris y otros caracoles. POLITIC. Sitio de la conciencia social. Animal rebelde que exige alimento, vestido y vivienda. Lo que se comen los caníbales.

Mi Día del Libro con Marta Sanz.

Invasión imperceptible

Jesús Silva-Herzog publicó en Letras Libres sobre el libro autobiográfico del maestro Philip Glass: 

No hay muchos compositores de música clásica contemporánea de los cuales pudieran hacerse chistes como los que se hacen con Philip Glass.

Toc toc.

¿Quién es?

Philip Glass Sigue leyendo

Las amistades peligrosas

Un día le pregunté a Eddy Sánchez por Owen Jones y me dijo: “¡Bah!”. Inmediatamente después le solté: “¿Y Terry Eagleton?”.

“¡Palabras mayores!”, me respondió. 

A la izquierda, el libro con el que termino el año; a la derecha, con el que empezaré 2017. Me lo regaló un desalmado en la última cita con el amigo invisible. 

Del de Eagleton, amigo de Zizek, me he guardado un millón de frases, que pegaré aquí en los próximos días. De Laclau, amigo de Errejón (intelectual, al menos) sé que es enemigo (intelectual, al menos) de Zizek. De Zizek he leído mucho este año, de hecho lo estaba leyendo el día que conocí a Errejón. 

Bromas y juegos de palabras aparte, gracias por el regalo, David.