#27MTomaMadrid con la #ColumnaLibertad

A Madrid en el autobús que han montado los compañeros y compañeras de Los Palacios. Salida a las 6 de la mañana y previsión de incorporarnos a la Columna Libertad a las 12, donde confluiremos toda la gente de Andalucía y Castilla-La Mancha para iniciar la primera etapa desde la Plaza Asociación (en Orcasitas: https://goo.gl/maps/moujgr3Gc4o).

Desde allí, recorrido de unos 3,3 km hasta Matadero Legazpi (llegada prevista a las 13:30 h.) donde haremos una parada para comer (https://goo.gl/maps/GCukJNFovno) y luego salir en dirección a Neptuno (https://goo.gl/maps/sRfVi4tekCt) que está a unos 3 km.

Por último, manifestación unitaria de las columnas hacia Gran Vía (Plaza de España) durante unos dos kilómetros (https://goo.gl/maps/aCfmP9hTCXL2).

Si vas, allí nos vemos. Si no puedes, iré informando hasta que me quede sin batería en el móvil a través de Twitter y Facebook.

Quién manda

Te aconsejo esta web. La he encontrado a través de una suscripción a noticias vinculadas al BOE. En el correo de hoy, se recoge un decreto con el que Mariano Rajoy sustituye, en la tramitación de dos decretos que son responsabilidad del Ministerio de Agricultura y Pesca, a su titular, Isabel García Tejerina; por Luis de Guindos, Ministro de Economía y Competitividad. La decisión se toma después de que la propia ministra se recusara de esos asuntos al entender que existe conflicto de interés.

En concreto, se trata de los proyectos de decretos que reforman la normativa sobre productos fertilizantes y sobre comercialización de determinados medios de defensa fitosanitaria (plaguicidas). Isabel García Tejerina, la ahora ministra, fue directora de planificación estratégica de Fertiberia y consejera de Fertial, dos firmas del sector de los fertilizantes propiedad del grupo OHL.

A través de esta web puedes saber de dónde viene mucha gente que está en la pomada de nuestro país: se trata, como cita su frontpage, de “Un mapa del poder en España, con fuentes verificables y listo para investigar y compartir”. Ideal para constructores/as de puertas giratorias.

Únete a la defensa de las pensiones públicas

Vivimos en un país donde las trabajadoras pobres suponen el porcentaje más alto de la Unión Europea, sólo superado por Rumanía. Por eso no es de extrañar que  las mujeres se jubilen con casi un 25% menos de pensión que los hombres: he aquí un nuevo motivo para seguir peleando. Desde hace meses, esta precariedad con rostro de mujer tiene también cara de mujer pensionista, y será mucho peor cuando entre en marcha el “factor de sostenibilidad“, otra de las perversiones del lenguaje que impone la última reforma del PP al asunto. Luego nos rasgamos las vestiduras cuando hablamos de igualdad.

Cada dos jueves se reúne la Plataforma Sevillana en Defensa de las Pensiones Públicas en la sede de la Asociación Pro-Derechos Humanos que hay en la calle Blanco White de Sevilla. No es una plataforma de pensionistas, porque su cometido no es sólo el presente y el futuro de las personas que perciben esta prestación, sino el presente y el futuro de las pensiones que tendremos las generaciones venideras.

Suelo ir a las asambleas desde que tuve conocimiento de su existencia. Mañana jueves es la próxima: te animo a acudir.

El estrecho de Saltstraumen, en Noruega, es el lugar del planeta en el que se dan las condiciones ideales para que se produzca la marea más poderosa del mundo. Dentro de nuestro mundo, más modesto, de mareas ciudadanas, la de personas que defienden las pensiones públicas empieza a ocupar un espacio importante. Ya se están organizando a nivel estatal y andaluz. Nuestra gente en Sevilla también se mueve bastante: dan charlas por los pueblos, ponen mesas informativas todas las semanas, organizan movilizaciones… La ola se va convirtiendo en marea, que tengan cuidado los fiordos del PP.

Si te interesa participar en este movimiento, puedes visitar su página de Facebook aquí. También tienen un espacio en Telegram (si te interesa, contacta conmigo para agregarte).

#StopLGTBIfobia

“En sí, la homosexualidad está tan limitada como la heterosexualidad: lo ideal sería ser capaz de amar a una mujer o a un hombre, a cualquier ser humano, sin sentir miedo, inhibición u obligación”. (Simone de Beauvoir)

Somos redes

Recibes una carta del banco con un extracto de todo lo que gastas: cuánto en comida, cuánto en ropa, cuánto en discos, libros… lo saben todo, incluso más que tú. Conocen los nombres suecos de los muebles que hay en tu dormitorio, la marca de los aparatos electrónicos que tienes en la cocina y en la salita de estar, los productos de limpieza que usas para el suelo y si te duchas con Deliplus o Gamila Secret Original.

En Spotify saben qué música te gusta, incluso te hacen mix diarios con tus preferencias: francesa, rock, tecno, clásica, española… Los buscadores y las redes sociales saben qué te interesa y qué compartes: cuáles son tus ideas, tus hobbys, tu opinión sobre temas sensibles y de actualidad, lo que votas en las Change.org, incluso podrían ponerte en un aprieto si alguna vez has visto un vídeo porno, una película pirateada, o qué sé yo.

Pensamos que los plasmas, los smart TV y los móviles son ventanas por las que miras, pero podría resultar lo contrario: son puertas por las que te observan, como las telepantallas de 1984. Una app te identifica, la comisión más cara de una tarjeta de crédito es la que te cobra en especie.

Tu perfil en las redes sociales es el mayor filón de la historia de la humanidad. No porque trafiquen con él (que también), ni porque te controlen (que también). Tu perfil (y el mío) sirve para orientar el giro del mundo hacia tus necesidades, y también para enrocar tus necesidades, dirigirlas. No sólo eres lo que consumes y lo que comes: consumes y te comes lo que una vez soñaste ser.

Las cripto-monedas se cotizan mucho más que el oro, sobre todo tras el último ataque informático a escala planetaria. En nuestro país, los hackers han desconectado al grueso del IBEX y han sacado los colores al CNI. Los piratas del mundo virtual ya compiten con los piratas financieros, mano invisible que compra a las élites políticas para desvirtuar nuestras democracias y nuestras libertades.

Ante todo esto, tal vez no podamos hacer nada como clientes, pero sí como usuarios y también como activistas. Cuando yo era pequeño, se decía mucho aquello de “Si todos los chinos del mundo saltaran al mismo tiempo provocarían un terremoto”. Nuestra función en este asunto consiste en organizar ese salto, cada cual en su entorno, en su pueblo, en cualquier ámbito donde nos movamos. Cada persona es contingente al mismo tiempo que necesaria. Desde el 15M hasta las mareas y las Marchas de la Dignidad, pero también en la cola del desempleo, en las listas de espera de los hospitales y las urgencias, en las concentraciones contra los desahucios y hasta en la fila de la compra del supermercado. Quienes formamos parte de las redes sociales, a fin de cuentas, somos redes humanas.

Teoría

La libertad son los gatos.

Teoría política

La libertad son los gatos.

Atrápalos.

Manuel Fernando Macías, La criminal pasión de poseer (Libros de la Herida, 2007).