04.12.2021

Arde

Nos recuerda Sebastián Martín Recio vía WhatsApp que «En estos meses, en los que la sanidad pública sufre el gran deterioro provocado por la falta recurrente de presupuestos y el embate de la pandemia, la sanidad privada está haciendo su agosto, incrementando el número de pólizas -superando ya los 12 millones de clientes privados». A ese respecto te recomiendo un artículo suyo de finales del 2020, muy pedagógico (como todos los de SMR), que puedes leer en su muro de Facebook. También lo tienes (pdf) en mi canal público de Telegram.

Anoche, mientras caminaba por la circunvalación de Dos Hermanas, una moto eléctrica pasó zumbando (de zumbido). Se trataba de un repartidor uberizado de comida rápida. Me acordé de una réplica («Gracias por destruir 3.000 empleos», sic) que me hicieron a un tuit muy simple («Si os vais no volváis»), basado en una canción de Los Ronaldos (long time ago), que escribí cuando Deliveroo anunció que se marchaba del país. Pero cualquier reflexión sobre la explotación laboral y la demagogia medioambiental capitalista me la he ahorrado con este tríptico de tuits. Pantocrator en el centro, realismo sucio a ambos lados.

Every time I see you falling / I get down on my knees and pray / I’m waiting for that final moment / You say the words that I can’t say

«Ven a vivir conmigo. Tendremos todos los libros de poesía que existen en el mundo. Toda la música. Todos los alcoholes que arden en los ojos y corroen el odio. Nos embriagaremos hasta oscilar como seres de una materia fosforescente, y diremos tantos poemas que nuestras lenguas se incendiarán como rosas».

Alejandra Pizarnik, Diarios, 4 de agosto de 1962. (Visto en el perfil de Facebook de Luis Pizarro).

Todas las imágenes de este post aquí.

Voyage, voyage